A menudo se piensa que la marca personal es lo que emerge del gran iceberg, la de las redes sociales, los blogs, el networking, etc. Lo cierto es que si no hemos trabajado la parte que permanece sumergida, no sirve de nada.


Déjame un comentario antes de irte!